El maquinista guatemalteco y su mascota

En Guatemala, hace años que no circula un tren por culpa de un litigio interminable. Mientras tanto, el Museo Ferroviario es custodiado por los maquinistas que operaron sus últimas locomotoras. Cada panel informativo denota amor y esmero, pero hay una historia que no aparece en ninguno de ellos. Es la vida de un hombre y su locomotora.

Texto completo, aquí.

_________

Publicado en el n° 10 de la revista Domingo del diario El Universal. Ciudad de México, febrero de 2012.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s